REVIEWS LIVE

EVILCONFRONT

18-20 MAYO - HACIENDA PICARQUÍN, CHILE

EVIL CONFRONTATION FESTIVAL 2018

“Cuando piensas en grande, haces realidad eventos de culto que dejan su huella”

La jornada partió el viernes 18, día en el que habían actividades especiales para quienes compraron el paquete completo. Nosotros fuimos acreditados para todos los días pero lamentablemente, por temas de trabajo no pudimos estar esa jornada. De igual forma, hablando con asistentes a esa jornada, nos contaron que estuvo muy bueno y que el frío (el que acompaño al festival durante los 3 dias) fue lo malo de la jornada.

Decidí el sábado ir en tren hacia la Hacienda Picarquin, ubicada en San Francisco de mostazal y fue un viaje bastante agradable. Nunca había viajado en este medio de transporte así que las novedades me acompañaron desde un comienzo. El tren es bastante limpio y ordenado, asientos cómodos y buen atención, lo malo es que es más lento que el metro y más lento que un bus así que demoramos más de lo previsto en llegar al recinto. De igual manera fue un viaje tranquilo y agradable de realizar, no lo recomiendo si para travesías más largas ya que los asientos no son cómodos para esto, 1 hora de viaje me basto para darme cuenta de esto.

DIA 2: 19 DE MAYO

A la entrada del recinto estaba un mesón en donde confirmamos nuestra acreditación y nos pusieron nuestra pulsera de “prensa” (mi cara de felicidad ya no daba más). Eso sí, nos pudimos percatar en pequeños problemas debido a la pésima señal que había en el lugar, la que también nos afectó en nuestras intenciones de transmitir algunos live e ir cubriendo el evento al momento. Este problema afectó al ingreso de la gente que tenía que validar su entrada a través de los códigos QR por la mala señal, lo que se tradujo en la demora de varios y la pérdida de algunas bandas que inauguraron la jornada festivalera. Yo por esa demora me perdí Condenados el sábado, quienes tuvieron la mala suerte (para nosotros) de abrir y no los pudimos cubrir. Esperamos que vuelvan a repetir alguna fecha en santiago para ver que tal su show y su propuesta.

Una vez acreditados y autorizados para ingresar, a todos nos recibió un tremendo cartel de bienvenida y un largo camino hasta el sector del escenario y sector camping. Esto fue toda una experiencia ya que al ser el primer evento que asistía de este tipo, con camping y todo, es bastante colorido el llegar y ver el escenario a un lado y al otro lleno de carpas, fogatas, locales de comida, stand de poleras, discos y vinilos. Locales de parrilladas, vinos y cervezas artesanales y todo con modalidades de pago tanto en efectivo como con sistema de tarjetas bancarias. Osea, lo prometido durante todos los meses se había cumplido: total comodidad para los asistentes y variedad para el consumo de los fans y las bandas, ¡EXCELENTE!.

Atras del sector camping y escenario, estaba todo el terreno de la hacienda y más atrás las cabañas para periodistas, bandas y gente que reservó esta opción. Nada que decir, las cabañas bastante amplias, camas cómodas (acorde al valor, no se imáginen suites 7 estrellas porque no es asi), baños limpios y contaban con electricidad y luz, lo necesario para sobrevivir en esta era tecnológica, lo único malo, era la distancia hacia el escenario, pero lo decimos solo por dar algún punto en contra.

Como el cartel fue muy amplio y extenso, revisaremos “grosso modo” las actuaciones de las bandas de esta jornada. Vamos de lleno con los shows:

EVIL2

Al llegar nos encontramos con la banda Axe Steeler que ya estaba tocando así que no pudimos ver su show completo (esto por la demora en el proceso de acreditación y validación y bueno, el viaje en tren que demoró más de lo previsto). De igual forma, antes de ir, hicimos nuestras labores y nos dedicamos a escuchar sobre los oriundos de colombia. Cultores del heavy metal más clásico, tanto en su esencia como en su puesta de escena, nos encontramos con una banda que en vivo suenan incluso más poderosos que en estudio, con un excelente sonido (tónica que se repitió con el resto del cartel, un 10 en ese sentido) y el poco público que estaba viendo el show a esa hora (un poco después de las 12pm) los disfruto a concho. Al público chileno le encanta este tipo de estilo así que el disfrute y apoyo hacia la banda se vio desde un comienzo.

Mi felicitación a la banda que pese al poco marco de publico que habia en ese momento, tocaron como si cerraran la jornada y la entrega se noto. Destacar también la comunicación fluida y entretenida con la gente, como son colombianos y tienen su acento característico, sacaron muchas carcajadas con algunos términos que acá no ocupamos, por ejemplo: “papi”. Felicitaciones para los chicos de Axe Steeler, del aguante que tuvieron toda la jornada, aguantando el frio y el desgaste que conlleva todo el vieja que se mandaron desde colombia para estar en este Evil Confrontation Festival.

Rápidamente se armó y configuró el escenario para los nacionales Hellish, quienes dejaron “la patada” desde el minuto 1 al que comenzaron a tocar. Con un sonido crudo y arrollador, inspirados en bandas como Venom (su vocalista y bajista tenía una puesta en escena muy similar a la de Cronos en sus mejores tiempos), speed/thrash metal directo a la vena. Nunca los había visto en vivo y antes de asistir escuche algunos de sus demos y discos. Quedé sorprendido gratamente con la energía y el despliegue escénico que tienen, se nota que llevan varios años ya de oficio. Buen manejo del escenario y seguridad tanto en su propuesta, su setlist y los temas que tocaron. El respetable tambien asi lo noto y también hubo entrega desde el primer momento, así que fue la banda que desató los primeros mosh desquiciados de un público que estaba sediento de acción y violencia. Bien por los Hellish que cumplieron al 100% y con total entrega pese al poco público que aún había en cancha.

Acá nos detendremos un momento ya que fue el momento en el que hubo un buen receso, momento en el que aproveche de seguir recorriendo los stand que habían, topandome con puestos de artesanía medieval, joyería y trabajos en cuero. Tambien me tope con tiendas al mas puro estilo de la época medieval y grupos que vestían como tal, a los que vi más tarde en una entretenida contienda de la época. Al costado también había lanzamiento con arco y flecha en el que podías aprender y participar si querias. Buen receso para no aburrirse en la espera de las siguientes bandas.

EVIL3

Con un poco más de 1 hora de atraso y que después supimos que fue por el atraso del baterista que casi no llego – por lo que comentó su vocalista- partió el show de Mandragora. Banda proveniente del Perú que ejecuta un heavy metal clásico, fueron la única banda que contó con una vocalista mujer al frente, lo cual no deja de ser un mérito en una escena que aún sigue siendo dominada por hombres y que en el under se ve mucho menos. Así que con esta predominante, sentí miedo por la banda en algún momento a que fuesen víctimas del monstruo metalero de este festival. Por suerte esto no paso, la banda tocó sin ningún problema y pudo mostrar su propuesta sin molestias ni interrupciones.

Sólidos y entretenidos de ver, su baterista tenía un show aparte en su lugar, sus caras eran muy chistosas y le ponía “color” como decimos aca en Chile (le ponía huevos para tocar). Su nueva vocalista tiene un muy buen rango vocal y su desempeño en el escenario es buenisimo, buen manejo de espacio y con harta personalidad. Lo único que le puedo criticar es el poco dominio del inglés en cuanto a la pronunciación. Lamentablemente el heavy metal permite entender las letras si es que manejas inglés y con la pronunciación incorrecta esto se hace casi imposible. Un aspecto a mejorar si es que pretenden expandirse a territorios internacionales donde el manejo de este idioma es indispensable. De todas formas un show redondo y aun tengo pegado el coro de su tema “Sirens“, lleno de entrega hacia al el respetable. Bien Mandragora, ¡bien Perú carajo!

Massive Power son todo un estandarte del thrash y de la escena local. Formados en el ya lejano año 94′, los oriundos de Maipú no vieron nacer su primer y único álbum hasta el año 2013, “Massive Power” es toda una declaración de principios: thrash metal directo a la cabeza.

Esto mismo es lo que pude comprobar in situ el día sábado, nunca había estado en un show en vivo de los nacionales y después de esta presentación, se han ganado un fanático más a sus filas, además que entre la gente ya contaban con varios fanáticos y amigos que los deben haber visto en innumerables ocasiones, esto se noto dada a la interacción constante entre banda y público, que le agrega además su cuota de humor y se hace más ameno. Total dominio escénico y se noto el oficio en esta presentación. Desde un comienzo nos dejan en claro que lo de ellos no es la perfección ni mucho menos “tocar bonito” como lo dijo su guitarrista Rodrigo Echeverría, thrash metal en su total esplendor. Fue tanta la entrega que incluso se vio corte de cuerda en la guitarra de Rodrigo lo cual retrasó un poco el show hasta que hubo cambio de instrumento. Nelson Muñoz, vocalista de la agrupación tuvo una increíble performance, interpretando sin problemas el set que se notaba bien asimilado e incluso mostrando su buen humor interactuando con la gente y contando hasta chistes, tomando el pelo de varios de los asistentes conocidos de él y de los conocidos también.

En resumen un excelente show, 10 estrellitas en todo su esplendor y espero tener la oportunidad de verlos nuevamente.

EVIL4

Ahora era el turno de una de las gratas sorpresas que me lleve en esta jornada. Los mexicanos Voltax azotaron el recinto con su heavy/speed metal increíblemente bien ejecutado. La tónica del cartel en general, fue con bandas que rinden culto y tributo al old school y esto siempre es bien recibido por los fanáticos de esta corriente, pero seamos sinceros, no siempre las bandas logran el cometido y muchas veces uno se topa con copias de las copias de bandas insignes. Bueno, esto no paso con Voltax que independiente de cultivar un estilo ampliamente revisitado por muchas bandas, logran imponer su sello y esto se nota tanto en estudio como en directo.

Un show sólido, bien ensayado y engrasado que impacto y gusto a todo el público presente que a esa hora (pasado ya las 18 de la tarde) estaba expectante y disfrutaba el espectaculo. Destacó la interpretación del vocalista: ¡tremendo vozarrón que se gasta Jerry! ahi entendi porque se ganaron el privilegio de representar a su querido México en el famoso Wacken Open Air, atributos no les faltan y aun tengo pegado el coro de “Broken World” y los altos que alcanza Jerry. Recomendados 100%.

Llegaba el turno de volver al heavy metal más clásico y de la mano de los nacionales de Lucifer’s Hammer. Cultores de un heavy metal en la vena de Iron Maiden, azotaron al público que quedó bastante prendido después de la excelente presentación de Voltax. Poco y nada conocía de los compatriotas así que días antes me dedique a escuchar sus discos y tenía bastante curiosidad de verlos en vivo y en directo. Me sorprendió bastante ver que todos los integrantes dominaban de manera excelente sus instrumentos y darme cuenta que las labores vocales se repartían entre dos, uno de ellos su baterista. Igualmente se nota que las voces es el único punto en contra que tienen, ya que al estar tocando batería y el esfuerzo físico que esto demanda, afecta en la voz aunque no se quiera. De igual manera gratamente sorprendido y disfrute mucho su show, quedé con gusto a poco y se ganaron un fanático más que espera tener la oportunidad de poder verlos nuevamente en directo. Recomendados 100% y escuchen sus discos, ambos disponibles en spotify, si son fanáticos del heavy metal, esta banda les encantará.

EVIL5

Una de las cartas internacionales más fuerte con las que contaba el cartel del festival. Aun así, puedo apostar que no eran muy conocidos, yo mismo no había escuchado nada de ellos hasta hace unas semanas de este festival. Heavy/hard rock en la vena de Thin Lizzy es la apuesta de estos suecos, muy entretenidos en directo, tanto sus temas como su puesta en escena. Con toda la onda de los 70′ en cuanto a look, sobre todo su guitarrista y vocalista Hakim Krim, al que encontré harto parecido a Frank Zappa.

Un set sin descanso y de las que recuerdo “Hammer to The Heart“, “Hank” y “Don’t Give a Damn” que fue con la que partieron su show. El respetable los disfruto tanto como los otros show y como dije antes, escuche bastante entre la gente que no los conocía y que quedaron tan sorprendidos como yo con la banda. Ahora, no es un estilo que yo disfrute a diario pero son ad hoc para ponerlos de fondo mientras te tomas unos tragos con los amigos. Además, aportaron a la variedad del cartel que tenía para todos los gustos.

Después de la fiesta con Dead Lord, era necesaria la vuelta de lo crudo, al hueso y visceral y esto se logró de la mano de Communion. Esta banda ya es ampliamente conocida en el under y cuentan con su público y fieles seguidores, esto se notó al momento en el que se subieron al escenario, momento en el que hubo un cambio notorio de público: salen los fiesteros y entran los desordenados. Con antorcha en mano, un frío que ya empezaba a notarse mucho en el cuerpo y el público sediento de agresividad es lo que acompañó el ritual de Communion.

Un show contundente y sin pausas es lo que entregó la banda al respetable. Yo ya los habia visto un par de veces y debo ser honesto: su apuesta no es lo mío y su estilo no es lo que acostumbro a oír pero se nota que el público si los disfruta y no por nada fueron invitados a la jornada. Bien por Communion, bien por sus fanáticos, bien por la diversidad a la que se apuesta.

EVIL6

Acá estuvo el primer cambio en el orden de bandas. Según el cartel debió ser el turno de Bölzer pero por atrasos por darle prioridad a las bandas internacionales (frío, saludo de estos y por la edad de ellos) es que se adelantó la presentación de los clásicos Demolition Hammer.

Siendo fanático de la vertiente del thrash metal, Demolition Hammer es prácticamente una banda obligatoria dentro del estilo. Contando con tan solo 3 discos, 2 de los cuales son álbumes clásicos del thrash y habiéndose separado por el lejano 95′, es una banda que al menos yo, nunca pense ver juntos de nuevo ni mucho menos verlos en vivo en Chile, así que con esto ya daba por pagada mi estadía en este festival y daba lo mismo el frío, el hambre y el sueño que ya disponía a invadir mi cuerpo a estas alturas.

Una vez afinados los detalles de sonido, instrumentos probados y afinados, los comandados por Steve Reynolds se subieron al escenario y desataron una carnicería de principio a fin. No se puede esperar menos partiendo con el mazazo que es “Skull Fracturing Nightmare“, caos total al instante. Casi sin pausas, uno tras otro se vinieron los clásicos en un repertorio que varió entre sus dos LP insignes: “Epidemic of Violence” y “Tortured Existence“. Así es como se sucedieron uno tras otro, clasicos del “tonayan” más agresivo como “Neanderthal“, “Hydrophobia“, “Epidemic of Violence“, “Carnivorous Obsession“, “Crippling Velocity“, “Aborticide” y cerrando si mal no recuerdo con “44 Caliber Brain Surgery“.

Yo me imagino que la banda se debe haber ido bastante conforme con su presentación y el público latinoamericano ya que a la mínima orden o incitación a la violencia, el respetable tan obediente y sin casi pensarlo hacía caso de esto. Además que al terminar la presentación se les vio muy contentos e incluso, Derek Sykes se bajó del escenario casi corriendo para saludar a los que estaban adelante.

¡increible lo de Demolition Hammer!

EVIL7

Otro cambio en el orden del cartel fue el poner el plato fuerte antes de terminar la jornada y que bueno que lo hicieron (lo explicare al final). Los oriundos del Reino Unido eran una de las cartas fuertes de este festival y la sorpresa para la mayoría cuando se confirmó la presencia de ellos en chile. Una leyenda de tomo y lomo de la NWOBHM era lo que estábamos a punto de presenciar y así es como lo disfruto también el público y sus fanáticos que se agolparon de inmediato al darse cuenta que los siguientes en la línea eran ellos.

Era difícil hace unos años atrás pensar en poder ver una banda de este calibre y una leyenda como tal en tierra sudamericana así que hay un tremendo mérito en este festival y su organización al conseguir que Angel Witch pisara tierra chilena, más aún si hablamos de una banda que si bien, no tuvo el éxito que tuvieron Iron Maiden y Judas Priest, provenientes de la misma escena y gestores del heavy metal tal cual lo conocemos hoy en dia, no abarcan la misma cantidad de público y sigue permaneciendo en el under, he ahí el logro del Evil Confrontation Festival.

Un setlist bastante bien armado y enfocado claramente en su casi perfecto debut homónimo, la contienda empezó con “Gorgon” y de ahí en adelante solo fue devoción absoluta para Angel Witch. Repasando este disco casi en su totalidad con 7 cortes de ese álbum: “Confused“, “Atlantis“, “Sorcerers“, “White Witch“, “Angel of Death” y “Angel Witch“. Lo mas nuevo de esta agrupación también estuvo presente en tres cortes extraídos de su correcto “As Above, So Below“: “Into the Dark“, “Dead Sea Scrolls” y “Guillotine” fueron recibidos de excelente forma como si formaran parte de su catálogo más clásico. También hubieron sorpresas como el tema “The Night is Calling” y la antiquísima “Baphomet“, tema de culto a estas alturas, parte del primer demo que data del año 78′ y del que tuve el privilegio escuchar en esta oportunidad.

Fue un show corto pero preciso, no escuche ni oí a nadie reclamar, todos felices y conformes con este show arduamente esperado y ojo, no tan solo por el público, también las otras bandas que formaban el cartel estaban atentas al escenario. Pude ver a los integrantes de Dead Lord al costado del escenario, tapados con frazadas y toallas viendo a las leyendas Angel Witch y disfrutando igual que nosotros.

Lamentablemente, por la hora, el horrible frío y el desorden del cartel, me perdí el cierre con Bölzer y Necroripper, Estos últimos cerrando a las 3am con un clima que no daba respiro. Esto sería la tónica en ambos días y realmente mis respetos y admiración a quienes pudieron aguantar estoicos hasta el final. Pido disculpas a ambas bandas y a la organización que nos dio acreditación pero de verdad había que tener cuero de chancho (piel apta para todo clima, así le decimos aca en chile) para aguantar hasta el final. De hecho, podría afirmar que más de la mitad del público se fue a sus cabañas y carpas despues de Angel Witch ya que el frío era insoportable a esas horas. Tampoco ayudó mucho la nula información sobre el clima en esa zona, se había dicho que iba a haber buen clima y sol para estos días pero ya entrada la noche la cosa cambiaba drásticamente y no fui muy preparado que digamos para soportar esta batalla.

DIA 3: 20 DE MAYO

El dia 3 del festival, al menos para mi comenzó más o menos. Como comente en el review anterior, no iba muy preparado para quedarme alla, escasamente lleve un saco de dormir lo cual me afectó realmente al buen dormir. El frío no tuvo piedad en San Francisco de Mostazal y todos los que asistimos estamos más que claro de que así fue. De igual forma, esto no mermó en nada mis ganas de seguir disfrutando de otro día de música y bandas de excelente calidad, así que me dispuse a absorber todo el sol posible, aseo personal y de vuelta al sector del escenario para la última jornada de esta tercera edición del Evil Confrontation Festival.

Antes de ir de lleno con las bandas que tocaron este dia, quiero hacer hincapié en algo que no mejora en nada: la educación del chileno en cuanto a cuidar el medio ambiente y los lugares donde habitan. El sector de cancha estaba lleno de vasos plásticos, botellas, latas y cuanta basura haya quedado del día anterior. No tengo idea de qué impresión se pueden haber llevado los hermanos latinoamericanos que viajaron al festival desde lejos, pero al menos yo, como chileno, sentí una vergüenza increíble al ver que, incluso, habiendo basureros dispuestos para los residuos, la gente igualmente botaba todo al piso. ¡impresentable!

EVIL8

Los nacionales “noisethrashers” Acrostic fueron los encargados de abrir los fuegos este dia. Sin conocer nada de ellos antes de esta versión del ECF, hice los deberes y días antes escuche su último disco “Sincretismo – Posguerra” de cuya carátula hicieron el lienzo que desplegaron atrás en el escenario. Al oír el disco se puede distinguir un thrash bastante pachanguero y en directo esto se plasma de forma increíble. Solo 3 integrantes y las pelotas necesarias bastaron para encender la jornada, la gente que poco a poco llegaba tímidamente al escenario e incluso, contando con unos seguidores en cancha que se cantaron todos los temas que tocaron, hicieron de esta presentación uno de los puntos altos de la jornada. Al menos a mi, me gustaron bastante y sacaron los primeros movimientos de chasca que desate ese dia.

Destacar que la actitud de la banda hacia el público fue muy fluida y se notaba que estaban ansiosos por demostrar y mostrar su propuesta. Tomando en cuenta la importancia del escenario donde estaban y la oportunidad que esta significa para futuras presentaciones, los chicos de Acrostic lo dejaron todo en esta pasada y esto la gente lo vio y asi lo sintio apoyando desde un comienzo. Aun tengo en mente el tema “Kumathrash” y su coro “kumakumakumakuma… kumathrash!”

¡Excelente banda!

Los siguientes en mantener la llama viva del público fueron los paraguayos Evil Force. Aprovechando que sus antecesores dejaron al respetable más que encendido, solo tuvieron que tocar un puñado de temas para asegurar su éxito total. Y es que el thrash por estos lados del mundo sigue teniendo la misma popularidad con la que contó por allá en los 80′, es tan así, que basta con solo que el público escuche un par de riff característicos de este estilo para que prendan como pasto seco en pleno verano.

Reconozco que tampoco conocía a esta banda pero si hice mi tarea en los días previos escuchando su más reciente disco “Banging on the Pentagram” del cual desplegaron su lienzo en el escenario, thrash metal a la vena y de increíble factura, misma calidad es la que pude apreciar en directo, con una entrega total hacia la gente y una solidez impecable. Quedé gratamente sorprendido con su actuación, excelentes músicos, impecable sonido y muy buenos temas, incluso dándose el lujo de tocar un cover de la banda Dark Angel “Hell’s on its Knees”, banda que ellos mismos identificaron como pilares del thrash e influencia directa de ellos y vaya que sí se nota. Queda pendiente de nuestra parte el hacer un review completo a uno de sus discos porque estos paraguayos son muy buenos, recomendados 100%.

EVIL9

Los siguientes en subir al escenario fueron los nacionales Deathsvn. Con una puesta en escena muy sobria, incluso con un look acorde a lo que nos presentaron, los nacionales presentaron un heavy metal con tintes doom y un aura y ambientación muy oscura. Ideal hubiese sido que su presentación tuviese lugar más tarde, con menos sol y más oscuridad, esto les hubiese otorgado un plus extra. De todas formas su turno fue aprovechado de muy buena forma y el respetable así lo asimilo, con un marco de público mucho mayor al del comienzo y con muy buena aceptación de este.

Personalmente me gustaron bastante y espero tener la oportunidad de verlos nuevamente. Destacó la ejecución de todos los integrantes, rozando lo perfecto, añadiendo además todos los sonidos y pistas en vivo, ejecutados por su baterista y bajista quienes mostraron sus dotes instrumentales a parte de sus instrumentos principales. En la memoria me quedaron los temas “Lost in an Ocean” y “Children of the Dead Sun“. ¡Excelente show! y recomendados 100%.

Después de la presentación de los nacionales, por cartel y horario, correspondía el turno de los colombianos ADS. Puedo decir que a la gente poco le importa la falta de esta banda, yo esperaba verlos en vivo puesto que lo que escuche de ellos me gusto bastante. Lamentablemente a días de su presentación en suelo nacional, la banda confirmó en su facebook oficial que no podrían asistir a esta cita, asi que ojala puedan venir en un futuro próximo y poder oir de su propuesta en vivo y en directo.

EVIL10

Era el turno entonces de los nacionales Ejecutor. Banda que ya tiene sus seguidores y sus años de circo, lo que se nota de inmediato en su presentación. Yo los he podido ver en 3 oportunidades a parte de esta vez y su show es a prueba de fallos. Muy correctos en cuanto a técnica y con un death/thrash directo y sin concesion.

Con esta banda me pasa lo mismo que con los compatriotas de Communion, si bien su estilo no es de mis favoritos ni yo me considero fan de ellos, a la gente si le gusta su propuesta directa sin tanto arreglos y el público se desató en este show, mostrando los primeros “mosh” agresivos de la jornada. Los seguidores de la banda se sabían cada letra de cada tema y eso se notaba con solo dar una mirada al centro de la cancha. Bien por Ejecutor y bien por sus fieles seguidores que dejaron todo en esta oportunidad. De igual forma y como en las ocasiones anteriores que me ha tocado verlos, “Servidores del trono negro” siempre se queda en mi retina.

Esta banda es la que denominare como el descubrimiento del festival. Oriundos de el país hermano Perú y contando tan solo con un larga duración en su discografía, estos chicos se ganaron el respeto y el aplauso del público mostrando su heavy/speed metal técnico y con un vocalista a prueba de fuego: ¡que manera de cantar el señor Sebastián Palma! dominio absoluto del escenario, buena puesta en escena, una voz con unos altos que nada tienen que envidiar al señor Geoff Tate de Queensrÿche y ahora que menciono a estas leyendas, hasta se dieron el lujo de tocar un cover de ellos, “Queen of the Reich” nos dejó a todos anonadados, tanto por la interpretación impecable de los músicos como la del vocal que se ganó mi admiración, una cercanía y simpatía con la gente que de verdad se agradece.

“Heavy metal to the Vein“, “The Joke” y “Nemesis (Feel the Strengh)” son las que se quedaron en mi memoria y espero que no sea un debut y despedida, sería interesante volver a verlos en directo una vez más. “Heavy Metal to the Vein” se llama su disco debut para que le pongan atencion, recomendados 100%.

EVIL11

El siguiente lugar en el cartel lo ocupan los nacionales Ripper quienes ejecutan un death/thrash muy técnico y que me recordaron a los difuntos Death y los “on hold” Sadus. Simplemente demoledores de principio a fin. No los conocía de antes y me di la tarea de escuchar algunos de sus temas así que ya iba con una idea más o menos concebida de lo que escucharía. Aun así me impactaron de manera letal y es que en vivo suenan increíblemente mejor, todos sus integrantes de excelente nivel y pudimos ver por fin un bajista atreviéndose a tocar un “Fretless” (bajo sin trastes) que le otorga un sonido mucho más distinguido y un feeling que un bajo convencional no entrega.

Lo malo es que, suponemos por el estrecho tiempo que se contaba, fueron cortados “a la mala” o así se noto desde cancha. El público y yo no entendíamos qué pasaba y la banda al parecer tampoco, así que sin más tuvieron que bajarse y dar paso a la siguiente presentación. Una pena por ellos y por nosotros que quedamos con ganas de más, la gente estaba en una tremenda muestra de energía, con tremendo mosh que se armó. ¡Mal ahi! espero poder ver a los Ripper nuevamente porque es de las bandas que mas me gusto de esta jornada.

Provenientes desde Ecuador, esta banda le toco un poco difícil, ya que después de la abrupta bajada de Ripper, se tuvieron que subir al escenario con un público que no entendió lo que pasó y que más encima no los conocían (Ripper jugaba de local y tenían el tremendo mosh en cancha). Aun así y con todo en contra, solo basto con que se subieran al escenario y comenzaran a tocar los primeros riff del endemoniado rock n’ roll que practican, para desatar la euforia del respetable. Un heavy/rock n’ rollero en la clásica vertiente que plasmarán bandas como Venom y los desaparecidos Motörhead es lo que nos entregaron los Nightpröwler y eso el publico lo entendio, disfrutó y agradeció de principio a fin. Incluso se dieron el lujo y aprovechando la oportunidad me imagino, de tocar “Bursting out” de los ya mencionados Venom y “The Hammer” de las leyendas Motörhead validando y mostrando con orgullo las principales influencias de esta agrupación.

Gratamente sorprendido con esta banda ya que, como lo mencione anteriormente, quede con mas ganas de disfrutar a los Ripper (estilo que me gusta y disfruto más) pero que con pelotas, garra y rock n’ roll hizo que olvidara el mal sabor y disfrutara del espectaculo que ofrecieron. ¡Bien ahi Nightpröwler!

EVIL12

Un giro radical en cuanto a estilos se refiere, con un cartel cargado hacia las vertientes más “pachangueras” y pesadas, era necesaria una pausa o un respiro y los chicos de Condenados se subieron a ofrecer aquello, doom metal muy bien ejecutado, excelente sonido y excelente calidad. Cabe destacar que esta es la banda del organizador del evento Matias Hernandez (cosa que no tenía idea hasta que salieron al escenario), el cual se defiende bastante bien con su instrumento (bajo) y en general sonaron potentes, monolíticos y fue el momento para quedarse pegado un rato. Los disfrute pero el doom metal no es lo mío o al menos, no el estilo que manejan ellos. La voz de Fernando Vidal no es del todo mi agrado y lo que pude escuchar de ellos en los temas que hay dando vuelta por youtube, difiere un poco al sonido que la banda tiene en vivo, pierde potencia y profundidad que en estudio si se aprecia. De todas maneras, reitero que tuvieron un muy buen sonido (un aplauso para los sonidistas porque todas las bandas sonaron increíble) e igual los disfrute. Quizás, en otra ocasión pueda apreciar y entender mejor su propuesta.

Esta banda me tenía con bastante expectación ya que me di un paseo en su discografía y el cambio de estilos es para confundir a cualquiera. Comenzaron como banda death metal con el particular sonido sueco hasta llegar a un death n’ roll con tintes góticos e influencias directas del heavy/doom metal más clásico, osea, era un show que más de una sorpresa podría tener para mi interés y no me equivoque. Desde la preparación de instrumentos, del escenario en donde colocaron incienso en ambos lados de este, tal como si estuviesen preparando un ritual y nosotros fuesemos los espectadores, hasta el mismo vestuario que ocupaban cada uno de ellos. Una fusión entre los años 70′ y todo el estilo gótico que pareciese provenir desde las mismas películas de Tim Burton. Era cosa de mirar Jonathan Hultén (guitarrista) que estaba vestido de una forma ambigua, a ratos parecía una danzarina sacada de cualquiera de las películas del director antes mencionado, moviéndose sin parar a lo largo de todo el escenario, con movimientos teatrales, dando a entender que cada movimiento era coordinado con cada nota que salía de sus manos, el solo fue un espectaculo en si.

Estrictamente en lo musical, el set list estuvo armado con un orden escogido con pinzas, entrelazando lo más actual con lo más crudo y brutal del arsenal de los suecos. El comienzo con “Lady Death” despertó a la gente y atrajo a los que aún estaban reticentes mirando desde lejos, “The Lament” es otra joya que pude distinguir de los suecos. En general fue el show que mas lucio en ambas noches, tanto por lo visual como por la variedad musical contenida en una sola agrupacion. Simplemente fue otro de los grandes aciertos de este festival y tanto la banda como el publico quedo mas que conforme con la velada.

EVIL13

Los nacionales death metaleros otra vez nos devolvieron a la vertiente clásica que tanto nos gusta aca en sudamerica, repartiendo sin mucha parafernalia su propuesta clásica del estilo metal de la muerte. Volvieron los mosh a la cancha y la euforia de la gente que disfruta este estilo no se hizo esperar. Es increíble ver que la escena en verdad no está muerta, que estas bandas tienen un fiel público que los sigue, alienta y apoya y eso se notó en esta jornada de festival, porque no hubo banda nacional que no tuviese el ferviente apoyo de la gente y eso, al menos a mi, me impresionó y es agradable de ver. Sin problemas de sonido o cortes de set, Oraculum castigo casi sin descanso a la gente, ayudando a capear el horrible frio que ya hacia a esa hora y dejando a todos prendidos para lo que aun restaba de festival. ¡Bien por los Oraculum!

Otra de las cartas internacionales fuertes de este festival se tomaba el escenario y el recambio de público no se hizo esperar. Muchos en cancha estaban ansiosos y emocionado al darse cuenta que por fin serían testigos de semejante recital, ya que los ingleses son de esas bandas que nunca pensaste podrías ver en vivo en estas tierras. Si bien yo no me considero fanatico de esta banda y poco y nada conocía de ellos, si hice mis deberes y escuche un par de discos. Aunque figuran dentro de los precursores de la amada NWOBHM, la verdad es que Pagan altar transita más por las vertientes del doom metal, del ocultismo y el misticismo que este estilo otorga pero con un sonidos, instrumentalmente hablando, muy en la línea del heavy metal más clásico. Lejos de desatar las reacciones más euforicas y descontroladas del certamen, esta banda envolvio a todos los espectadores en una especie de transe. Personalmente me dedique a observar y escuchar atentamente cada nota que salio de estas leyendas y simplemente quede rendido a sus pies, cuánta maestría del señor Alan Jones, quien con su atuendo bastante simple, deslumbró a los espectadores con una perfecta ejecución de su guitarra, la que además tenia un hermoso dibujo del símbolo de la banda. El vocalista de sesión Brendan Radigan, quien tuvo la difícil labor de reemplazar al fallecido Terry Jones y al menos para mi, si cerraba los ojos un instante, podía escuchar a Terry en algunos pasajes. “The Portrait of Dorian Gray“, ‘The Cry of the Banshee“, “Highway Cavalier“, “In The Wake of Armadeus” y “Pagan Altar” son los temas que quedaron en mi retina y observe anonadado y agradecido de poder haber estado presente en ese momento.

Lamentablemente, imagino que por temas de tiempo y por los atrasos que conlleva este tipo de eventos con muchas bandas en el line up, los ingleses fueron cortados en su presentación sin siquiera poder terminar de tocar los dos temas que dijeron que tocarían para su cierre (antes de ser avisados de su corte en el tiempo). Una lastima, tanto para la banda como para los presentes que tantos años esperaron. De hecho, a mi lado habían dos fans brasileños que más de alguna puteada en portugués lanzaron y muy enojados se notaron. Esperemos que la organización pueda traerlos nuevamente a sudamérica y que puedan finalizar su show como corresponde.

EVIL14

Pasadas ya la 1 am y con un frío horrible como en toda la jornada de este encuentro de metal, sube al escenario la banda de Tom G. Warrior y con ello la cancha repleta y la euforia del público no se hizo esperar. “Procreation of the Wicked” fue la primera en sonar y coreada desde el minuto 1 por el respetable, nos confirman que efectivamente el set list seria enfocado en su etapa con Celtic Frost y para mi sorpresa, también con temas de Hellhammer en el set. “Dethroned Emperor” fue la siguiente escogida de los enterrado Celtic Frost para seguir deleitando a un público que pese a lo gélido de la noche, estaba más encendido que nunca. “Goetia” fue la primera pausa y el primer tema de Triptykon como tal, contagiándonos a todos con esos riff y pasajes más oscuros que el mismo atuendo de G. Warrior.

Debo mencionar que la banda del fundador de Celtic Frost fue la única que contó con escenario propio para la ocasión, se noto la diferencia con el resto del cartel. Escenario adornado con un tremendo telón con el logo de la banda, batería al medio y dos pendones gigantes con las carátulas de los 2 trabajos a la fecha, diseñadas como ha sido en toda la carrera de Warrior por el fallecido H. R. Giger. las cuales lucían imponentes desde cancha. Todo esto ambientado por un juego de luces cargado al azul neón que encandilaba a ratos pero que otorgaba un plus a la puesta en escena.

“Ain Elohim“, “Into The Crypts of Rays“, “The Usurper” y “Necromantical Screams” fueron las otras escogidas de su otrora banda Celtic Frost y “Massacra“, “Reaper” y “Messiah” las sorpresas de la aún más antigua encarnación Hellhammer. Con un público que claramente disfruto estos temas a concho y una duración de un poco más de hora y media de show, Triptykon finaliza todo con “The Prolonging“, tema de estructura monolítica y densa que a ratos se hizo eterna con el frío que ya calaba mis huesos sin misericordia pero que junto con la demás gente, logre soportar estoico y con la cara llena de risa.

Reconozco que quedé muy conforme con la presentación de los suizos, los cuales tuvieron una actuación sólida pero me hubiese gustado escuchar un poco más de Triptykon. No me estoy quejando, que no se mal entienda, haber sido testigo de la interpretación de clásicos de Celtic Frost y Hellhammer es algo impagable y me imagino que después de esta venida, no pasará mucho tiempo para que los suizos vuelvan a venir (¡QUE SATÁN NOS OIGA! y Matias tambien).

Como conclusión, fuimos testigos de una larga jornada, con bandas legendarias y que hasta hace unos años atrás era impensado poder ver por estos lados. Una organización que si bien, no estuvo exenta de errores, los aciertos fueron muchos más.

Destacar la excelente recepcion, la ubicacion que encuentro ideal para futuras versiones del Evil Confrontation Festival (esperando que no sea la primera ni la última), con variedad de comida y cerveza, espacio para acampar y poder pasearse libremente sin restricciones le otorgo tremendo plus a la experiencia festivalera.

Ojala que si hay una nueva versión de festival, esta vez sea en una fecha más veraniega porque realmente el frío era insoportable por más que le echaramos alcohol al cuerpo.

Feliz de haber sido parte del Evil Confrontation Festival, feliz de haber vivido una jornada llena de metal y feliz de ver que la escena no esta muerta, está más viva que nunca y eso quedó plasmado durante la jornada.

¡EL METAL ESTÁ MÁS VIVO QUE NUNCA!

Reseña escrita por Gabriel Jadue.
Fotografías tomadas por Cristhian Quiróz.


Contactos:



comments powered by Disqus