mar. Nov 19th, 2019

Reseña: Sunn O))) – Pyroclasts (2019)

Reseña: Sunn O))) – Pyroclasts (2019)
Por: Ivan Salvatore

Tracklist:
01. Frost
02. Kingdoms
03. Ampliphædies
04. Ascension

¿Qué es Sunn O)))? ¿Qué es el drone? ¿Por qué tanta emoción por un par de boludos tocando dos notas por segundo? A la primer y a la tercer pregunta les puedo responder brevemente. A la segunda no porque no tengo la más puta idea.

Sunn O))) es el minimalismo y la tendencia al detalle a la vez. Y «Kingdoms (G)» es una muestra de ello, ya que esporádicamente (no se dan una idea de lo mucho que me gusta esta palabra) se agregan matices en un muy segundo plano, que lentamente van dominando el track.

Para que Sunn O))) no te aburra tenés que prestarle atención a las distintas capas de sonido que se van integrando al «riff» (se me hace difícil llamarle riff a algo tan increíblemente lento que tan solo parece estática), porque definitivamente es ahí donde Sunn O))) tiene sus fuertes. Ellos saben cuándo sumarle matices a los tracks para que no se vuelvan repetitivos o tediosos.

«Ampliphædies (E)» es de las pocas canciones donde la banda toca más de 4 notas en un minuto, y es realmente muy emotivo. Nah, ahora hablando en serio, es una pieza que demuestra un lado más soleado de Sunn O))), en contraposición a álbumes más oscuros como «Black One» o «Monoliths & Dimensions». Es un estilo que había comenzado a verse en «Life Metal» (el otro álbum que lanzaron este año, incluso las portadas de «Life Metal» y «Pyroclasts» son muy similares) pero que en este disco se desarrolla un poco más, sobre todo en el track mencionado.

La producción es perfecta, ya que tampoco es muy difícil producir esto (supongo). ¿Por qué digo esto? Sunn O))) se compone simplemente de bajo y de guitarra, no hay ni batería ni voces (salvo en algunos tracks de otros álbumes). Acostumbran a traer invitados a sus álbumes, que en este caso contribuyen con guitarra y bajo, cello, un instrumento raro que no sé ni qué es, y teclados.

Este álbum es totalmente instrumental, es decir, solamente van a escuchar esos instrumentos que mencioné en el anterior párrafo. Yo soy muy consciente de que quizás «Pyroclasts» resulte muy poco atractivo para quienes estén leyendo esta reseña, pero créanme que pueden llevarse una gran sorpresa. Si no tienen ganas de escuchar los 40 minutos, solamente escuchen el track «Kingdoms (G)» y juzguen si están preparados para escuchar toda la obra.

Antes de irme, les voy a dejar un tutorial para escuchar Sunn O))): primero deben acostarse en una cama lo más cómoda posible, luego conectar sus auriculares al celular, poner Spotify (o YouTube para los de más bajos recursos) y buscar el disco. Por último, comiencen a reproducirlo y cierren los ojos. Ténganle paciencia a los riffs (spoiler: fuera de joda van a paso de tortuga) e intenten diferenciar la más amplia cantidad de matices que puedan. No es algo para escuchar en cualquier momento, es algo para escuchar en momentos donde busquen tranquilidad y paz. «Pyroclasts» en mi opinión se lleva un sólido 8, pero para muchos puede ser tranquilamente un 2. Les puedo asegurar que con cada escucha van a descubrir algo diferente.

Ahora, ¿por qué tanta emoción por un par de boludos tocando dos notas por segundo? Porque es entretenido y relajante. Tan simple como eso.