Dom. Dic 15th, 2019

Live Review: Stratovarius en Chile – ¡Más vigentes que nunca!

Un poderoso regreso el día de Stratovarius en Chile.

Miércoles 27 de Noviembre 2019, Santiago de Chile. Un día particularmente caluroso en la capital chilena, lo cual no mermo en lo absoluto el entusiasmo de los fans que, desde tempranas horas comenzaron a llegar al Teatro Caupolicán, recinto escogido esta vez para albergar al quinteto finés.

A las 20:15, faltando solo 15 minutos para el inicio del show, el recinto de San Diego ya se encontraba en un 70% de su capacidad, con el pasar de los minutos y con gran rapidez los asistentes iban llenado los últimos espacios del teatro buscando la mejor ubicación para disfrutar del show.

20:30 se apagan las luces del teatro, en tanto que suena la intro grabada, los músicos van haciendo ingreso al escenario, tras la ovación del público comienzan las primeras melodías del tema ‘Eagleheart’ del disco Elements Pt 1 desatando la euforia de los asistentes que corearon con gran entusiasmo hasta el final del tema. Dato curioso , en la parte culmine del tema los músicos interpretaron algunas líneas melódicas del poema sinfónico ‘’finlandia’’ del compositor Jean Sibelius, coterráneo de la banda.

Tras los aplausos y un breve saludo al público la banda interpretó ‘Phoenix’, del disco Infinite, el cual mantuvo la energía del tema anterior. Acto seguido el vocalista Timo Kotipelto se toma un momento para agradecer la presencia de los asistentes y presentar ‘Oblivion’, un tema de su mas reciente trabajo Enigma: Intermission II el cual fue bien recibido por la audiencia.

Nuevamente Kotipelto se dirige a la audiencia, esta vez para introducir ‘Shine In The Dark’, tema rescatado de su placa Eternal y que los asistentes disfrutaron de principio a fin. Tras la pausa Kotipelto pregunta ¿quieren oír algo antiguo? Antes que el publico pudiese responder la banda enciende el recinto con S.OS. de su disco Destiny, la alegría y euforia nuevamente se hacen presentes en los asistentes.

Luego de un breve silencio, las luces iluminan a los músicos en el escenario y principalmente a la batería que con un sonido constante de bombo nos daba la pista del siguiente tema : ‘Paradise’ sin duda una gran sorpresa para todos ya que dicha canción no había sido interpretada en los otros shows de Latinoamérica, el público, por su parte, canto con gran entusiasmo las líneas ‘’ …to undo this crime or we’ll lose our Paradise!’’

Aplausos ensordecedores para los músicos fueron parte normal del espectáculo que por cierto, vienen a consolidar la relación de la banda y el público chileno.

El guitarrista Matias Kupiainen, previamente presentado por Kotipelto, ejecuta un pequeño solo de guitarra a modo de introducción para el tema ‘4000 Rainy Nights’, canción que fue ejecutada en el mismo recinto hace 20 años por el emblemático Timo Tolki, hoy retirado de la banda; sin duda un momento tremendamente emotivo.

Avanzando en el show llego el momento del bajista Lauri Porra que, demostrando toda su habilidad como instrumentista, deleitó al publico con un solo de bajo en el cual incluyo algunos compases de ‘’Cueca’’ que fueron acompañados por el publico con aplausos propios del baile nacional Chileno.

Los próximos 10 minutos tendrían un carácter especial, no es común que un tema de power metal tenga una duración tan extensa, sin embargo hay excepciones y ciertamente ‘Vision (The Southern Cross)’ rompió el esquema en donde la banda se luce de forma prolífica en su ejecución, el publico por otra parte no dejo de saltar, corear incluso recitar algunas de las líneas ‘’ When the sun shall resume his days past then is fulfilled and ends my prophecy’’ palabras de las profecías de Nostradamus.

Cerca de una hora de intenso show había transcurrido, pero un concierto de Stratovarius no seria el mismo si no esta presente la clásica ‘Black Diamond’ precedida por un pequeño solo de batería por Rolf Pilve, el tecladista Jens Johansson interpreta la emblemática introducción de clavecín que da paso a la canción del disco Visions. con la cual el publico enloqueció al instante y no paro de corear hasta la ultima nota del tema, sin duda uno de los puntos más altos de la noche. Al finalizar la banda se retira del escenario para tomar un breve descanso.

Los gritos y canticos de la audiencia no tenían fin a pesar de que la banda no se encontraba en el escenario,pedían que volvieran con algunos temas más.

Ya avanzaba la hora y parecía venir el final del show pero la banda sorprendió al publico con un potente ‘’encore’’ .

Unas breves palabras de agradecimiento y Kotipelto invita a cantar con él ‘Forever’ sin duda uno de los momentos más emotivos del espectáculo, la respuesta del publico fue total, un Teatro Caupolicán cantando al unísono y además iluminado por las pantallas de sus smartphones, otro de los puntos altos del show.

‘Kiss Of Judas’ y ‘Unbrekable’ fueron los siguientes temas escogidos para casi completar el encore que mantuvo la energía y entusiasmo que manifestó el publico durante todo el show.

Y llego la hora del final, Kotipelto en una interacción con los presentes pide ser muy ruidosos antes del tema final ‘Hunting High And Low’ del disco Infinite, a esa altura el publico aun con energías se encargo de saltar y corear hasta la ultima nota de la canción, antes de finalizar el tema Kotipelto vuelve a interactuar con el publico, pidiendo gritar lo mas fuerte que puedan, incluso comparando a los asistentes con sus vecinos de Argentina y Brazil, lo cuales, junto con los Chilenos, son los públicos mas ruidosos de Latinoamérica. ‘Hunting High And Low’ resonó en todos los rincones del recinto dando así termino al espectáculo.

El show sin duda estuvo marcado por la respuesta entusiasta y enérgica de los asistentes, unos mas longevos y otros mas jóvenes, un publico transversal que hace que Stratovarius este mas vigente que nunca.

Texto: Oscar Flores Orellana
Fotografía: CQPhotographer